Tamizado y división de muestras

Las propiedades físicas y químicas de los sólidos varían en función de su distribución granulométrica. Por esta razón, para poder efectuar controles de calidad en polvos y granulados, es imprescindible conocer la distribución por tamaño de las partículas en los mismos. Sólo si la distribución granulométrica se mantiene igual, puede garantizarse una calidad constante del producto, como lo demuestran los siguientes ejemplos:

  • La resistencia del hormigón depende del tamaño de grano del cemento.
  • El sabor del chocolate cambia según la finura de grano del cacao.
  • En los detergentes en polvo, la finura y la forma de las partículas de la materia prima determinan las propiedades de disolución y el comportamiento de aglomeración de los mismos

Las tamizadoras, los tamices analíticos y el software de evaluación de RETSCH son la llave para realizar de forma fácil y rápida análisis reproducibles y sobre todo precisos.